El León de Oro de la Biennale di Venezia ha recaído este año en el Pabellón español, ha anunciado Matteo Renzi, Primer Ministro de Italia, en la ceremonia de entrega de Premios de esta edición. "Unfinished ha demostrado que el compromiso y la creatividad pueden superar las limitaciones materiales y el contexto", ha declarado Renzi. Este premio pone de manifiesto la excelencia del trabajo de los arquitectos españoles y su capacidad de adaptación a los tiempos y compromisos que la sociedad demanda.

 "Unfinished" muestra en el Pabellón español de la Bienal de Venecia la problemática arquitectónica surgida en nuestro país tras la crisis del boom inmobiliario.

En esta edición los comisarios Iñaqui Carnicero y Carlos Quintáns han planteado una reflexión acerca de las arquitecturas inacabadas con el fin de descubrir virtudes que puedan convertirse en estrategias de diseño. “Unfinished” pone en valor la capacidad de nuestros profesionales para evolucionar y adaptarse a necesidades futuras, confiando en la belleza del paso del tiempo. A causa de la crisis económica, surgida tras el boom inmobiliario, muchas construcciones y proyectos se alargaron en el tiempo o quedaron inacabados. La muestra española reflexiona sobre esta situación buscando de esta manera nuevas arquitecturas capaces de adaptarse a las nuevas exigencias económicas, sociales, medioambientales y especialmente de transformación. 

Esta edición ha contado también, como Coordinador de las Bienales, con el arquitecto Francisco Mangado Beloqui, responsable también de las Bienales Española e Iberoamericana.